Miércoles, 20 de Noviembre de 2019
Cultura Región

GUERRA DE LA INDEPENDENCIA

Pedro Molina Gómez el agricultor de San Lucas y Uruchini en la lucha libertaria

558
Pedro Molina Gómez el agricultor de San Lucas y Uruchini en la lucha libertaria
Ing. Hugo Canedo Gutiérrez

Don Pedro Molina, sanluqueño de nacimiento, sus padres propietarios de pequeños fundos en las riberas del río de San Lucas, dedicados a la actividad agrícola-ganadera. El principal rubro al que le prodigaban mayor cuidado eran las viñas en sus terrenos del sector de Uruchini.

En San Lucas y lugares aledaños, sus pobladores muy vinculados por razones familiares, pues muchos de ellos resultaban ser parientes; el resultado de esta particularidad daba como consecuencia una profunda amistad y mutuos valores de solidaridad.

Don Pedro Molina, ya joven dedicado a las labores agrícolas en compañía de sus padres y hermanos, desarrollaba sus actividades entre San Lucas y el valle de Uruchini. Por ese tiempo brotaron sentimientos de amor y fue una hija de la familia Supástigue la que se apodero de su corazón. Ambas familias dieron su consentimiento para que los jóvenes se unieran en sagrado matrimonio y fue en la iglesia de San Lucas de Payacollo donde se juraron amor eterno. La correspondiente partida suscrita por el teniente de cura don Alejo Cuiza Gómez, señala:

“En el año del señor de mil ochocientos dos, a veinte y cinco días del mes de febrero, habiéndose leído las tres proclamas en tres días festivos continuos y no resultando impedimento alguno: Yo el Lic. Alejo Cuiza Tte. Del Dr. Dn. Juan Manuel Montoya, Vicario Juez Excusador del Partido de Pilaya, y cura de esta Doctrina de San Lucas de Payacollo, casé y uní solemnemente en matrimonio, por palabras de presente, habiendo expresado su mutuo consentimiento a Pedro Molina soltero, hijo legítimo de Pascual Molina y Manuela Gómez, españoles, vecinos de esta doctrina con Simona Supástegui, soltera hija legítima de Dn Claudio Supástegui y de Da. Manuela Flores, españoles, asimismo vecinos de esta dicha Doctrina. Fueron testigos Dn. Carlos Arancibia, Ildefonso Guerrero y Antonio Maras, mayores de veinte y cinco años: Despues los bendije según el Rito de Nuestra Madre Iglesia. Y para que conste firme. Fueron padrinos Dn. Francisco Zelaya y Da. María Mogrovejo vecinos de esta Doctrina. Alejo Cuiza”. ABAS. PM. San Lucas. 1786-1806.

La familia creció con la llegada de su primera hija Raymunda que fue bautizada el 11 de septiembre de 1819. Muchos años después contraería nupcias con don José María Cuiza Moreno, hijo del que también fuera guerrillero de la independencia don Alejo Cuiza Gómez (hermano menor del sacerdote Alejo Cuiza).

Durante la guerra de la independencia uno de los pueblos que demostró su adhesión a la causa de la emancipación, fue San Lucas. Para inicios de la cruenta guerra, muchos de sus hijos ya participaban en las jornadas gloriosas en procura de la independencia. Estuvieron al frente de los originarios Asanaques, Quillacas, Yucasas, los caudillos Alejo Cuiza. Lucas Gómez, Nicolas Colque Guarachi, Lucas Colque Guarachi, Palacios, Fernández, Fuentes y muchos más, entre ellos se encontraba don Pedro Molina, quien había sido nombrado como Alcalde Pedáneo por las autoridades revolucionarias.

En su calidad de autoridad insurgente, mantenía informadas a las fuerzas guerrilleras comandadas por los intrépidos caudillos; es así, que remite a don Vicente Camargo un parte de guerra haciéndole conocer las ventajas obtenidas por los patriotas; don Vicente a su vez, envía comunicación al general Arenales:

“El día de ayer a las cuatro de la tarde, acabo de recibir el parte que me da el Alcalde Pedáneo de San Lucas don Pedro Molina que es al tenor siguiente. El día 20 del corriente se fueron los enemigos derrotados de Guadalupe por Guaraguara en cuya acción murieron 80 tablas, y de los nuestros menos, y creo que estos mismos el 21 han tenido ataque en Miculpaya porque dicen que oyeron estallidos de cañones, y fusiles no sé qué verdad sea. También ha derrotado nuestro comandante Zárate en Mojotorillo al presidente Plata, y á tomado armas, y cuatro pearas de cargas; y nos previene en que sin pérdida de tiempo reclutemos toda la gente que ésta a nuestro cargo de esta Doctrina, y póngase U., en camino prontamente. Dios guie a V., en San Lucas, y diciembre 22 de 1814”. (ABNB. AR. Sala VII. Caja 13. Documento 1176)

Don Pedro Molina, participo como buen patriota en varios combates junto a los caudillos sanluqueños y los valientes Quillacas, Asanaques y Yucasas.

En tiempos de la fundación de la nueva nación, él se encontraba dedicado a sus faenas agrícolas en sus propiedades; fue uno de los pocos sobrevivientes veteranos de la guerra de la independencia. Hoy sus descendientes se encuentras dispersos en nuestra geografía nacional.

Uno de los hijos, Mariano a la edad de 28 años contrajo nupcias en la Iglesia de San Lucas.

“En el año del Señor de mil ochocientos cuarenta y nueve, 14 de abril yo el cura propio de este beneficio, después de producidas las informaciones de libertad para lo que se presentaron por testigos Lucas Zeballos, Pablo Guarachi y Dionicio Anagua, todos mayores de edad, y después de publicadas las tres amonestaciones de derecho y no resultando impedimento alguno, casé oficie y di las bendiciones nupciales a Dn. Mariano Molina, soltero. Hijo legítimo de Dn. Pedro Molina y Simona Supástegui, vecinos del lugar, con doña Isidora Arancibia hija natural de Juana Zeballos, vecinos de idem, siendo padrinos Dn. José María Cuiza y Doña. María Moreno, Para que conste lo firme. Manuel Navas”. ABAS. PM. Iglesia de San Lucas. Libro de 1831-1873. Pág. 87.

Por la partida de matrimonio que antecede podemos inferir que don Pedro por esa época aún se mantenía con vida.

Es así que, este patriota también aporto con su sacrificio y valentía a la consecución de una patria libre y soberana. Honor y gloria.

Te puede interesar
Sanluqueños en la Guerra de la Independencia
Región

Sanluqueños en la Guerra de la Independencia

El sector de San Lucas de Payacollo (provincia Nor Cinti), fue uno de los centros poblados más castigados por las fuerzas españolas; en su amplio territorio se encontraban los Quillacas, Asanaques y Yucasas, milenarios descendientes de originarios del altiplano andino; ellos constituían la fuerza militante de las guerrillas comandadas por líderes sanluqueños. Su coraje y bravura mantenían en zozobra a las fuerzas del rey.


Más leídas [Últimos 10 días]
Clima